Temas actuales

TOC y PANDEMIA

TOC y PANDEMIA

La salud mental de la población es un problema de salud pública. Los estudios muestran un aumento en la prevalencia de trastornos de ansiedad, trastorno de estrés postraumático y, esencialmente, trastorno obsesivo compulsivo (TOC) en este período de pandemia.

El TOC es un trastorno psiquiátrico cuya característica principal es la presencia de obsesiones (pensamientos o imágenes recurrentes y persistentes que se experimentan como intrusivas y no deseadas) y compulsiones (conductas ritualizadas que sirven para aliviar la incomodidad de pensamientos). Los afectados por el TOC están experimentando un momento de sufrimiento y exacerbación de los síntomas. El aislamiento social y las recomendaciones de higiene pueden reforzar los comportamientos obsesivos de los pacientes, especialmente aquellos rituales relacionados con el lavado y la descontaminación y el miedo a contraer la enfermedad.

La terapia cognitivo-conductual, como el primer enfoque terapéutico eficaz para el trastorno, siempre ha trabajado con estrategias para enfrentar los temores y la ansiedad de estos pacientes. Durante la pandemia y con todos los riesgos involucrados en la propagación de la enfermedad, la recomendación es que todos sigan las pautas de la Organización Mundial de la Salud con respecto al cuidado de la higiene. Las personas con TOC deben seguir estas recomendaciones, evitando realizar rituales que van más allá de esta atención necesaria. Es esencial mantener el tratamiento y prestar atención a los signos de intensificación de los síntomas y daños en este período de crisis.

¡Si usted o alguien que conoce tiene este trastorno y está angustiado, busque un profesional de la salud!